¿Qué papel juega el periodismo en las situaciones de emergencia?
22 de Septiembre de 2016

¿Qué papel juega el periodismo en las situaciones de emergencia?

Foto: Pixabay.com

Quiero saber qué papel juega el periodismo en las situaciones de emergencia. En estas situaciones se pone a prueba la consistencia ética y técnica del periodista. Esos valores éticos y técnicos son necesarios para cumplir estas tareas:La de informar. Saber lo que pasa, con precisión y con oportunidad, puede salvar vidas y ayudar en el uso apropiado de os recursos disponibles. Por tanto, se vuelven indispensables la tarea de recolección de informaciones, su verificación cuidadosa, el recurso a fuentes seguras, la presentación clara, concisa y oportuna de las informaciones y su complementación permanente con desarrollos, reacciones y l agregado de nuevos hechos.

La de responder oportunamente a las demandas informativas de autoridades, víctimas y potenciales fuentes de ayuda. La información no se ha de limitar al registro completo de los hechos, debe contemplar las soluciones inmediatas y de largo plazo. Por tanto, la tarea investigativa del periodista implica la localización y entrevista de expertos que puedan proveer sugerencias de solución, y de personas y entidades en cuyas manos haya posibilidades de respuesta a las urgencias surgidas de la situación.La creación de un ambiente propicio para afrontar positivamente el conflicto y para prestar toda la ayuda posible de modo coordinado. La información apresurada y nerviosa, crea situaciones de confusión, desesperación y pánico, deja sin aprovechar recursos humanos y materiales, crea el peligro de la improvisación y deja de ser solución para convertirse en problema. Una información serena e inteligente, que restablezca la confianza de las personas en sí mismas y en los demás, provee una ayuda de grandes proporciones y potencia los recursos existentes.Estas tareas se cumplen eficazmente si la actividad de los medios está regida por una sincera voluntad de servir. Constituyen un peligro los medios que de algún modo � desembozado o sutil- quieren lucrarse de la situación.

Documentación.

La información en situaciones de crisis juega un papel esencial. y ello es así en sus tres fases:En la fase preventiva la información sobre prevención, planificación y conocimiento de las posibles situaciones de catástrofe de cada zona puede contribuir evitarlas y a reducir sus efectos. El primer factor para el control del riesgo es conocerlo bien y la comunicación adecuada a la población puede ser esencial para ello. Un periodismo de anticipación y un periodismo de soluciones pueden ser de gran ayuda en este sentido, especialmente allí donde las catástrofes tienen un carácter cíclico y por tanto pueden ser previstas de modo aproximado por los mediosSigue después la fase de actuación cuando la situación de crisis es inminente o ya se ha desencadenado. En este caso también la información y comunicación adecuadas con la población, facilitan la reacción oportuna. Los mensajes de alerta y prealerta emitidos por los organismos correspondientes, así como las recomendaciones que las acompañan juegan un papel fundamental en la reducción del posible impacto de los acontecimientos. En caso necesario seguirá la puesta en marcha de los correspondientes planes de emergencia y evacuación. La difusión de todos estos mensajes y recomendaciones a través de los medios debe formar parte de esas pautas de reacción ya establecidas.Por último está la fase de socorro, ayuda y rehabilitación donde la comunicación juega un papel crucial a la hora de detectar necesidades, gestionar la ayuda y evaluar resultados. Los medios son fundamentales para propiciar la percepción por parte de la opinión pública de la relevancia y el impacto de una crisis de este tipo, lo que puede convertirse en una fuente fundamental de movilización de energías y recursos de ayuda humanitaria, ya sea a nivel local, nacional o incluso global.Más adelante debe abrirse también el debate colectivo en torno a las responsabilidades y errores cometidos, de modo especial cuando se trata de catástrofes de origen artificial, de forma que se puedan ir mejorando la prevención y la respuesta.

Hugo Aznar.
ética de la comunicación y nuevos retos sociales. Paidos, Barcelona, 2005. Páginas 85 y 86.

©Fundación Gabo 2021 - Todos los derechos reservados.