Sitio web ayuda a crear códigos de ética periodística personalizados
2 de Marzo de 2020

Sitio web ayuda a crear códigos de ética periodística personalizados

Se trata de un proyecto creado por la Online News Association (ONA).
Fotografía: Humusak en Pixabay | Usada bajo licencia Creative Commons
Red Ética

“Los códigos no son la ética”, insistía el maestro Javier Darío Restrepo cuando se le preguntaba si hacían falta más códigos, manuales y reglamentos para mejorar la calidad del periodismo iberoamericano. Al decirlo, siempre añadía que “en ética nadie es juez de nadie, salvo de sí mismo”.

Sin embargo, es equivocado pensar que él no valorara el esfuerzo de aquellos medios que contaran con su propio código de buenas prácticas. “En cualquier caso quede claro que los códigos no son la ética sino sus instrumentos, casi siempre mnemotécnicos, para mantener presente el ideal ético de la profesión y llevarlo a la práctica”, sostiene en una de sus respuestas en el Consultorio Ético. 

En ese sentido, desde la Red Ética hemos promovido que medios de toda la región creen y den a conocer sus propios manuales de estilo y códigos éticos. Muestra de esto es el mapa donde hemos venido recopilando los mejores códigos de ética periodística de distintos medios en español. 

Ahora, nos encontramos con una herramienta maravillosa. Se trata de un sitio web creado por la Asociación de Medios en Línea (ONA, por sus siglas en inglés), en donde es posible crear un código ético a su medida en apenas unos minutos. 

“Aunque la idea misma de crear ‘códigos éticos a la medida’ puede sonar desconcertante para algunos, creemos que la mejor esperanza para convencer a los nuevos periodistas de que adopten y vivan un código de ética es darles cierta libertad y flexibilidad para crear uno propio”, afirma Thomas Kent, líder del proyecto de ética de ONA.

Cómo funciona

Hacerlo es muy fácil: lo primero que debe hacer es registrarse en la plataforma ethics.journalists.org (por ahora solo está disponible en inglés), proporcionando su nombre, correo electrónico y nombre de la organización para la cual trabaja. Luego, el usuario es llevado al tablero de creación, donde debe elegir cuáles son los dilemas éticos que quiere incluir en su manual, y qué enfoque quiere darle a cada uno. 

Tomemos como ejemplo el tema de las bombas y atentados. Al seleccionarlo, primero se le llevará a una explicación que puede contener enlaces a códigos éticos de otros medios que abordan en sus estándares el tema en cuestión. Depués, se le darán tres opciones sobre cómo abordan los medios este tipo de noticias: 

• Informan sobre cualquier tipo de explosión. 

• Esperan a que las autoridades ofrezcan información oficial para publicar la noticia de una explosión.

• No publican noticias sobre explosiones, a menos que exista primero un comunicado oficial. 

A partir de cuál de estas tres opciones que el usuario haya elegido, el sistema le arroja frases concretas que describen la política adecuada para su medio de comunicación en el caso de presentarse una explosión o atentado en su comunidad. 

Por ejemplo, estos son algunos de los principios que nos arrojó la plataforma al elegir las primeras dos opciones del capítulo sobre cómo informaremos respecto a explosiones y atentados. 

“Estableceremos una política para informar sobre amenazas de bomba, incluido el nivel de amenaza (escuelas, aeropuertos, etc), y nos aseguraremos de que todo el personal editorial lo sepa.

Buscaremos asesoramiento de expertos, ya sea policía local, funcionarios escolares u otros líderes gubernamentales, antes de publicar, pero informaremos a estos expertos de nuestra urgencia por publicar”.

De esta manera, el sistema permite crear un completo código ético al ir seleccionando entre más de 40 problemas que podría enfrentar un periodista, los cuales han sido clasificados así: 

• Fundamentos.

• Naturaleza de su periodismo.

• Dilemas de reportería.

• Escritura y edición.

• Conducta profesional.

• Preocupaciones sociales. 

• Políticas organizacionales.

• Datos y multimedia.

• Financiación de su proyecto periodístico.

Al finalizar el proceso, la plataforma arroja un código ético final, en el cual es posible editar cada uno de los postulados, antes de tomar la decisión final de imprimirlos. Vale la pena resaltar que el código no exige por ningún lado objetividad.

“Reconocemos que la profesión del periodismo abarca cada vez más disciplinas,  filosofías y tecnologías. En la actualidad, hay muchas definiciones de ‘periodista’, lo que hace que sea más importante que nunca que los periodistas tengan claro quiénes son y qué representan”, afirman los creadores de esta plataforma. 

A pesar de que hasta ahora solamente está disponible en inglés, esperamos que esta herramienta sea de utilidad para periodistas de toda Iberoamérica que necesiten guianza a la hora de crear el código ético de su proyecto periodístico. Aún así, recordemos que tener un código de ética no resuelve todos los dilemas que se puedan presentar. A pesar de lo que digan sus estatutos, la prueba definitiva de credibilidad ante su audiencia seguirá siendo cómo se comporta en el día a día, y la fiabilidad de la información que publica.

©Fundación Gabo 2019 - Todos los derechos reservados.