Fotografía de periodista indolente es un montaje
27 de Noviembre de 2014

Fotografía de periodista indolente es un montaje

Esta semana sorprendió en redes sociales una fotografía que muestra a una periodista entrevistando a un conductor que acaba de sufrir un accidente.
La periodista Lanna Coelho entrevistando a un actor durante el rodaje de un comercial sobre seguridad víal
Red Ética FNPI

Comenzó a circular esta semana en redes sociales una fotografía que muestra a una periodista entrevistando a un conductor que acaba de sufrir un accidente.

El hombre yace ensangrentado atravesando el parabrisas de su vehículo, mientras la periodista sostiene su micrófono tratando de lograr una declaración.

Aunque ha sido motivo de numerosas críticas, la imagen es falsa. No aconteció en un accidente real.

Se trata de una fotografía tomada en medio de la grabación de un comercial para fomentar la seguridad víal. El hombre es un actor, y la periodista llegó al lugar para hacer un reportaje sobre el riesgo de conducir sin usar el cinturón de seguridad.

La periodista sí es real. Se trata de Lanna Coelho,  reportera de TV Record, quien ha tomado con buen humor las burlas que se han hecho a partir de la imagen, y se ha dedicado a aclarar que se trata de una buena causa: prevenir los accidentes en carreteras.

 Para reflexionar

De todas formas, el incidente recuerda otros casos en los que periodistas han sido duramente criticados por la forma en que reaccionan durante la cobertura de accidentes, tragedias o catástrofes.

Uno de los más recientes fue el de un fotógrafo del New York Post, quien prefirió tomar una fotografía de un hombre que había caído a las vías del metro, en lugar de ayudarlo a salir de ahí.

Ante este tipo de circunstancias, el maestro Javier Darío Restrepo ha ofrecido 5 consejos en una de sus respuestas publicadas en el Consultorio Ético de la FNPI:

  • Debe pensarse en las víctimas con el fin de convencer a todos los que pueden prestar alguna clase de ayuda. No se trata del ánimo sensacionalista de curiosear o de provocar lástima, sino de potenciar la voz de las víctimas que reclaman ayuda y solidaridad.
  • Informar con exactitud y sin concesiones a la imaginación, porque así el lector tendrá una versión útil para decidir, por ejemplo, si él corre peligro, si puede prestar ayuda, si debe presionar para que se preste ayuda, también sobre la naturaleza de esa ayuda y de las acciones preventivas. Un relato inexacto, más emocional que objetivo, no es útil y convoca la curiosidad o la pasividad, y no la solidaridad efectiva.
  • Dirija su información a la búsqueda de soluciones, por tanto, investigue las causas y busque propuestas entre los conocedores del tema, y describa posibles salidas.
  • Tenga claro que muchos desearán aprovechar económicamente o políticamente el evento. Usted no puede convertirse en altavoz de esas personas, por el contrario, debe prevenir a posibles víctimas de esas personas.
  • Descarte de una vez por todas cualquier intención de aumentar la circulación de su medio con esta información. Cuanto se haga con ese propósito rebaja la calidad de la información y de su gestión profesional.

 

©Fundación Gabo 2021 - Todos los derechos reservados.