El País acaba con sus anuncios de contactos sexuales, ¿deberían otros medios hacer lo mismo?
26 de Julio de 2017

El País acaba con sus anuncios de contactos sexuales, ¿deberían otros medios hacer lo mismo?

España es el país con mayor demanda de prostitución en Europa.
Fotografía: meineresterampe en Pixabay | Usada bajo licencia Creative Commons
Red Ética

El País, uno de los principales diarios españoles, anunció que desde el pasado 15 de julio dejaría de publicar anuncios ‘de relax’ o de contactos sexuales en sus páginas.

La medida fue celebrada por los lectores del diario y por organizaciones que luchan contra la trata de personas, pues aunque la prostitución es legal en España, las autoridades han establecido que la mayoría de mujeres que la ejercen, lo hacen de manera forzada.

“Los diarios más importantes del mundo han suprimido hace años estos anuncios, y creo que ese es el ejemplo a seguir”, estimó Lola Galán, actual defensora del lector de El País, en una reciente columna.

La decisión, según el propio rotativo, llegó luego de un profundo debate interno en el que participaron sus lectores, el consejo directivo, su actual y anteriores defensores del lector. Llegaron a la conclusión de que no era coherente que en el mismo periódico donde se denunciaba con extensos reportajes el problema de la esclavitud sexual en España, se le diera espacio a estos anuncios que permitían que hombres, mujeres y niños fueran explotados sexualmente.

Seguramente no fue una decisión fácil, pues estos anuncios representaban un ingreso aproximado de 5 millones de euros anualmente para el periódico cuyos ingresos por venta de ejemplares han venido cayendo rápidamente en la última década.  

¿Estuvo bien que El País dejara de publicar anuncios de contactos sexuales? ¿Deberían otros medios de comunicación seguir su ejemplo? ¿Afecta la credibilidad de un diario el publicar anuncios sexuales? ¿Es peligroso que un diario, que puede ser fácilmente leído en casa por un niño, publique anuncios con contenido sexual? ¿Cómo compensar las pérdidas económicas que dejará esta decisión editorial?

Para responder a estas y otras preguntas, los seguidores de la cuenta @Etica participaron en uno más de nuestros tuitdebates usando la etiqueta #ÉticaEnRedLos mejores trinos producidos durante la hora del debate fuero recopilados en el siguiente Momento de Twitter. 

 

 

La Red Ética Segura es posible gracias a la alianza entre la FNPI, Grupo Bancolombia y Grupo SURA, la cual propone un espacio de reflexión y debate acerca de los cambiantes desafíos éticos del oficio periodístico.

 

©Fundación Gabo 2020 - Todos los derechos reservados.