Consultorio Ético de la Fundación Gabo
22 de Septiembre de 2016

Consultorio Ético de la Fundación Gabo

¿Cómo puede afectar a un equipo de trabajo que uno de sus integrantes no cumpla con el código de ética interno y pueda lograr que no se le sancione? Es lo mismo que tener en un equipo de trabajo buenos y malos profesionales. Lo normal es que haya personas de distintos niveles de calidad y que la dinámica del grupo nivele por lo alto o por lo bajo. Un buen director, gerente o jefe busca la nivelación de acuerdo con los parámetros más altos de calidad y cada persona � en este caso, cada periodista en una sala de redacción- tiende a guiarse por esas personas de calidades más altas y a neutralizar la influencia que puedan ejercer los mediocres o los malos profesionales.
Una segunda precisión tiene que ver con las expresiones, "código interno" y " sanción por irregularidades éticas." Un código ético obedece a esa condición en cuanto consagra valores universales. Los códigos "internos" en la realidad aplican valores universales, vg. El compromiso con la verdad, para provecho de los periodistas y de la empresa porque son garantías de buena calidad. Y puesto que son valores que se adoptan por decisión personal y que no pueden imponerse coactivamente, no pueden entrar en un reglamento de trabajo.En estos reglamentos sí se pueden incluir normas de comportamiento, inspiradas en esos valores éticos, pero se imponen coactivamente como las leyes, y como parte del pacto laboral, empresa trabajador.

Documentación.

La necesidad de un código ético para los periodistas aparece más evidente cuando se profundiza un poco en los múltiples problemas prácticos que en su vida profesional el periodista se ve obligado a resolver y que no dan espera. Por ejemplo, la mayoría de los códigos éticos señala que " el periodista debe servir a la verdad." Pero en la práctica esto se convierte en una utopía porque la verdad se hace inalcanzable. Siempre que el periodista se sienta ante su teclado para redactar una nota o comentar un hecho, le es imposible despojarse de su ideología, de su estilo propio, de su manera de "ver" y de "contar" la realidad. La objetividad por eso se define como " aproximación profesional a la verdad" pues debido a limitaciones ineludibles el periodista, a la hora de la verdad es un simple di
Un código ético deberá contener parámetros, pautas precisas y claras, criterios que iluminen al periodista y le ayuden a solucionar los tremendos dilemas que la plantea su trabajo diario rodeado de circunstancias bien difíciles. No deberá contener "recetas", porque precisamente las circunstancias hacen que cada caso sea diferente y muy particular. Pero sí principios claros, reglas de juego que permitan una gran movilidad y una gran libertad y autonomía de acción."

Luis López y Luis José González
En Etica, Comunicación y Códigos de periodismo.Editorial El Buho, Bogotá 1990.

©Fundación Gabo 2021 - Todos los derechos reservados.